La nueva fuerza de las Malvinas para Buenos Aires

2010.03.01 - 09:57:05 / web@radiorebelde.icrt.cu / Joaquín M. Rivery Tur

Islas Malvinas
La Habana, Cuba.- Ni siquiera la prensa conservadora británica, añoradora de las épocas en que Albión era la reina de los mares, puede ignorar que el tema de esos territorios casi congelados del Atlántico meridional han cobrado actualidad inusitada y que las posiciones argentinas han ganado fuerza.

 

El problema para Londres es que el apoyo a Argentina por parte de América Latina y el Caribe fue tan unánime en la recién efectuada Cumbre de la Unidad, que ha hecho del problema bilateral algo verdaderamente internacional y una causa prácticamente continental. Es preciso considerar que naciones del Caribe miembros de la llamada Mancomunidad Británica se colocaron al lado de Argentina, lo que dio más fuerza al apoyo.

 

Nadie cuenta con la posibilidad de respaldo norteamericano. Ya durante la guerra de 1982 Ronald Reagan demostró que Estados Unidos estaba a favor del colonialismo inglés y del uso de la fuerza para usurpar territorio latinoamericano.

 

El conflicto se agravó debido a que el gobierno de Gordon Brown concedió a una empresa británica la autorización para realizar prospecciones petroleras en aguas territoriales de las Malvinas, hecho que motivó una fuerte protesta por parte de Buenos Aires.

 

Estados Unidos apoya a Londres porque la ocupación de las islas después de la última contienda llevó a Gran Bretaña a construir una gran pista de aterrizaje que convirtió a las ínsulas de apenas tres mil habitantes en un portaaviones gigante de la OTAN (Estados Unidos) en aguas del Atlántico Sur, con un fuerte control sobre las rutas tanto hacia el Estrecho de Magallanes (América) como hacia el Cabo de Buena Esperanza (África) para la comunicación marítima con el Pacífico y el Índico.

 

Esa ubicación da la posibilidad a los guerreristas de Washington, Londres y Bruselas de proyectarse bélicamente sobre América del Sur y África y no se puede olvidar que acaba de revivirse la IV Flota norteamericana y de fundarse el Africom por el Pentágono (el comando militar para controlar cualquier movimiento africano no deseado).

 

Los 32 países presentes en la Cumbre de la llamada Riviera Maya de Quintana Roo fueron unánimes después de oír las palabras de la presidenta Cristina Fernández: “Malvinas es algo que debe competernos a todos, no sólo a los que estamos aquí porque formamos parte de la región… Si realmente quienes tienen el poder de sentarse en esos sillones permanentes del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas son los que violan las propias disposiciones que tomamos juntos en la ONU, va a resultar difícil justificar exigencias a otros países sobre el desarme, la actividad nuclear y de respeto a los derechos humanos”.

 

La prensa británica fue unánime en destacar el tema, e incluso algunos tabloides sensacionalistas recurrieron a los tambores de guerra.

 

El The Times encabeza la cobertura con un título en portada que reza: "Creciente disputa sobre el petróleo va a la ONU" y en un editorial reafirma que "las islas son territorio británico habitado por ciudadanos británicos", pero interpreta que la posición diplomática del Reino Unido es más débil que en 1982, lo que demuestra el valor del respaldo unitario recibido por Argentina.

 

Varios diarios se hacen eco de esta nueva relación de fuerzas a nivel diplomático y ponen el acento en una reunión sostenida por el canciller argentino Jorge Taiana con el secretario general de la ONU, Ban Ki Moon.

 

The Guardian recoge las palabras del presidente brasileño, Luiz Inácio Lula da Silva, quien criticó a la ONU por no “presionar con más fuerza para que se reabra el debate sobre las islas".

 

El obstáculo para ello es el hecho que el Reino Unido es miembro del antidemocrático Consejo de Seguridad y tiene allí poder de veto y alianza con EE.UU.

 

El sitio Web de BBC Mundo cita al diputado conservador y periodista de The Times, quien en 1998 solicitó reabrir las negociaciones con Argentina:

 

"Los medios británicos aman hablar de las Falklands (Malvinas), igual que la gente. Les encanta recordar esta victoria militar. No tenemos tantas victorias en nuestra historia reciente, de manera que nos gusta recordarlas. (Y este triunfo lo lograron por la superioridad numérica y tecnológica y el abandono de la dictadura argentina a sus tropas).

 

"Por mi parte sigo pensando que debería haber un diálogo con Argentina. En esto creo que será fundamental la postura de Estados Unidos y la fortaleza del gobierno británico de turno. El actual no es un gobierno fuerte y el próximo tampoco parece que lo será. Pero a largo plazo, tendría que haber algún tipo de acuerdo".

 

Por ahora Gordon Brown, con un equipo tambaleante metido a cada rato en un escándalo, se niega al diálogo, con lo que tensa la situación en el Atlántico meridional.



Del Autor



Envía tu comentario

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.

  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.

  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.



Web premiada con el Premio Internacional OX 2016

Web premiada con el Premio Internacional OX 2016

Radio Rebelde. Calle 23 # 258 % L y M. Vedado. Plaza de la Revolución. La Habana. Cuba. CP. 10400. Editor Principal: Pablo Rafael Fuentes de la Torre.
Editoras: Liannis Mateu Francés - Ruth Soto Falcón - Laura Barrera Jerez. Fotorreportero: Sergei Montalvo Arostegui. Webmaster: Mabel Peña Soutuyo.

Directora General: Sofía Mabel Manso Delgado. Teléfonos: (53) 7 838-4365 al 68 (Cabina) (53) 7 839-2524 (Relaciones Públicas).
Desarrollado por: Redacción Digital Radio Rebelde
© Copyright Radio Rebelde, 2015