Desde Guáimaro, viva la voz de Ana Betancourt (+Audio)

2016-02-07 21:29:43 / web@radiorebelde.icrt.cu / Miozotis Fabelo Pinares

Homenaje a Ana Betancourt. Foto: Miozotis Fabelo

 

Guáimaro, Cuba.- En esta ciudad, Cuna de la Constitución, se alzó en abril de 1869, por primera vez en el continente, la voz de la mujer, para reclamar sus derechos.

En la plaza pública, una camagüeyana de oratoria brillante, Ana Betancourt Agramonte, se adelanta a su tiempo, y en mitin improvisado en la noche del 14 de abril, se escuchan sus palabras, apenas instaurado el gobierno de la República en Armas y aprobada la primera Constitución.

“Cuando llegue el momento de libertar a la mujer, el cubano, que ha echado abajo la esclavitud del color, consagrará también su alma generosa a la conquista de los derechos de la que es hoy en la guerra su hermana de caridad, abnegada, que mañana será, como fue ayer, su compañera ejemplar”.

Y en Guáimaro, este domingo, los camagüeyanos, en nombre del pueblo de Cuba, rindieron tributo a la patriota Ana Betancourt, en ocasión del aniversario 115 de su muerte, ocurrida el 7 de febrero de 1901, en Madrid, España.

Mausoleo a Ana Betancourt. Foto: Miozotis Fabelo

En el acto conmemorativo efectuado en el mismo sitio donde vibró la voz de la patriota, y donde hoy se levanta el Mausoleo en su memoria, se recordó la trayectoria de aquella hija del Camagüey, “quien sin claudicar, ni renunciar a los ideales de independencia de los cubanos, falleció en la capital española”.

En sus palabras, la Secretaria General de la Federación de Mujeres Cubanas, (FMC), Teresa Amarelle, significó además, “Ana Betancourt no sólo pasa a la posteridad por su valiente postura, pues ella forma parte de la pléyade de heroínas de la Patria, que unida a las tropas mambisas, abrazó firmemente la causa revolucionaria.

“Al rendir tributo a la patriota camagüeyana, ratificamos el compromiso de trabajar con entusiasmo y creatividad; y estimular la unidad y el optimismo para que el ejemplo de Ana Betancourt, se multiplique en cada mujer, y nuestra participación sea cada vez más activa en el proceso de actualización de nuestro modelo económico”.

En la jornada, 56 muchachas recibieron el carné que las acredita como integrantes de la Federación de Mujeres Cubanas. Foto: Miozotis fabelo

En la jornada, 56 muchachas recibieron el carné que las acredita como integrantes de la Federación de Mujeres Cubanas, en gesto que confirma la garantía del relevo, al decir en nombre de ellas, la jovencita, Dianet Carrazana Sánchez, “para ser fieles al legado histórico de Ana Betancourt y continuadoras de las luchas de Vilma en la obra de la revolución”.

En Guáimaro, siete destacadas mujeres, entre ellas una fundadora de la FMC, y además, representantes de las campesinas, las obreras tabacaleras, las educadoras, las maestras, las costureras del Taller de Confecciones “Ana Betancourt” y las trabajadoras del sector de la cultura, recibieron el reconocimiento de la organización femenina, de manos de los miembros del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, (PCC), Teresa Amarelle y Jorge Luis Tapia Fonseca, Primer Secretario del PCC en Camagüey; y la diputada Isabel González Cárdenas, Presidenta de la Asamblea provincial del Poder Popular.

Y en aquel pueblito de Cuba Libre, donde se firmó la Primera Constitución de la República en Armas, el recuerdo de Ana se mantiene vivo, también a través de la palabra martiana: “cuando el entusiasmo no cabe en las casas, en la plaza es la cita, y una mesa la tribuna. Todo es amor y fuerza la palabra. Se aspira a lo mayor, y se sienten bríos para asegurarlo. La elocuencia es arenga, y en el noble tumulto, una mujer de oratoria vibrante, Ana Betancourt, anuncia que el fuego de la libertad y el ansia del martirio no calientan con más viveza el alma del hombre que la de la mujer cubana…”

En Guáimaro se confirman las proféticas palabras de Carlos Manuel de Céspedes, en aquella noche del 14 de abril de 1869: “El historiador cubano al escribir sobre este día dirá cómo usted, adelantándose a su tiempo, pidió la emancipación de la mujer”.

Desde el 10 de abril de 1982, los restos de Ana Betancourt reposan en el Mausoleo erigido a su memoria, en la entonces plaza pública de Guáimaro, donde su voz se levantó para exigir, por primera vez en Cuba y en el continente, los derechos de las mujeres.



Del Autor



Envía tu comentario

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.

  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.

  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.



Web premiada con el Premio Internacional OX 2016

Web premiada con el Premio Internacional OX 2016

Radio Rebelde. Calle 23 # 258 % L y M. Vedado. Plaza de la Revolución. La Habana. Cuba. CP. 10400. Editor Principal: Pablo Rafael Fuentes de la Torre. Editoras: Liannis Mateu Francés - Laura Barrera Jerez. Fotorreportero: Sergei Montalvo Arostegui. Webmaster: Mabel Peña Soutuyo. Comunity Manager: Alejandro Rojas. Asistente: Adriana Glez Bravo

Director General: Frank Aguiar Ponce. Teléfonos: (53) 7 838-4365 al 68 (Cabina) (53) 7 839-2524 (Relaciones Públicas).
Desarrollado por: Redacción Digital Radio Rebelde
© Copyright Radio Rebelde, 2015