En la obra, su imagen

2017-01-10 23:09:23 / web@radiorebelde.icrt.cu / Heydi González Cabrera

En la obra, su imagen
Celia Sánchez Manduley tras el triunfo de la Revolución Cubana en 1959 asumió importantes tareas y responsabilidades, siendo participante activa de los momentos más trascendentales de las primeras décadas del período revolucionario.

A pocos kilómetros de Pilón, en medio de la campiña oriental, tras un desvío que sorprende, nos adentramos en un camino bordeado de enmarañados cocoteros.

Minutos después, surgía ante nosotros la alegre fachada de un hotel, con su nombre presidiendo el colorido aviso: Marea del Portillo.

El edificio de dos plantas combina acertadamente el mobiliario de líneas sencillas e influencia campestre, y las áreas verdes terminan ese toque alegre y criollísimo.

Más allá de la moderna instalación, la playa. Imponente en su exótica belleza. El mar, interminable media luna, espumea en la orilla. Una ancha franja de arena negra contrasta con la vegetación que la bordea, límite que adornan pulidas piedras multicolores. En la distancia, cocoteros de espigados troncos se doblegan por el viento de las montañas y dirigen sus penachos hacia el punto exacto donde muere el sol cada atardecer.

Paisaje maravilloso que atrapa las pupilas y enciende el corazón.

En cada rincón de la tierra oriental, la naturaleza es pródiga en contrastes. Pasarán muchos años sin que el turista conocedor pueda disfrutar toda su magnificencia.

Marea del Portillo es una muestra escogida de este esplendor. Deleitarse con su belleza, reposar en la paz y en la brisa serrana, o incursionar por los acantilados, es más que un premio a los que descansan del duro bregar.

Pero Marea del Portillo es, además, la obra terminada de quien la concibió. Una pequeña mujer de espíritu sensible y visión incomparable, que muchas veces recorrió su playa y pescó alegremente en sus aguas. Que quiso descubrir al mundo, el disfrute exclusivo de este panorama tropical... Como en tantas cosas hermosas de la Revolución, su nombre vibra y su recuerdo impera: ¡Celia Sánchez Manduley!

Una anécdota para recordar

Antilio Domínguez, entones secretario general del Partido en aquel municipio, recuerda:

Que ella viniera, era muy natural, pues acostumbraba a hacerlo siempre que podía. Pero esta vez, me mandó a buscar urgentemente con René Rodríguez. Más tarde, se le unían Juan Almeida, Armando Hart y otros dirigentes.

En la obra, su imagen

Celia me planteó que Fidel llegaría en un yate a Marea del Portillo, y aprovecharía la ocasión para hacer un largo recorrido.

Me contó los proyectos para un centro turístico en la playa aprovechando la belleza del lugar. Nunca olvidaré el entusiasmo con que hablaba. Explicó, que construirían el hotel, después, levantarían otro en la misma punta de la playa, y dos más donde está el caserío...

Cuando llegó Fidel, caminamos toda la playa. Conversaron con los campesinos y les explicaron, que con vista a esos planes, tendrían que mudarse, garantizándoles que al lugar que quisieran. Un poco más tarde, sobrevolamos en un helicóptero toda la zona y se tomaron fotos aéreas.

En la obra, su imagenEn Barranca Honda, Fidel señaló la posibilidad de desviar el cauce del río para que sus aguas no afectaran el mar en determinadas épocas del año.

Celia hizo mucho hincapié en que no eliminaran las plantaciones de cocos de los alrededores. Insistió en que yo estuviera al tanto de ese detalle. Ella quería que se hicieran dos o tres piscinas, y señaló los lugares para que no se interrumpiera la visión de las montañas.

Fidel habló de la construcción de carreteras que facilitarían el acceso a distintos lugares de la Sierra, y que esas vías también servirían de paseo a los turistas. Antes de irse, advirtió que volvería a ver la marcha del trabajo.

Cuando el hotel estaba edificándose, volvió. Hubo algo en la construcción que no le gustó y mandó a buscar a un arquitecto a La Habana. Junto a él, analizó la obra y los alrededores, y no descansó hasta comprobar hasta lo más insignificante.

Esa tarde, Celia me dijo que quería recoger almejas. Ella conocía un recodo en que siempre había. Algunas personas que la acompañaban, me plantearon que tratara de disuadirla, pues estaba recién operada. Lo intenté, diciéndole que ya no había claridad, que lo dejáramos para otro día.

Movió la cabeza sonriente, y me dijo que esperara. Fue hasta el carro y regresó con una linterna muy potente. Estaba tan alegre y embullada, que no hubo quien la convenciera de lo contrario.

Celia vivía enamorada de estos parajes. A menudo venía y se quedaba en una casita de las afueras del poblado de Mota, cerca del mar, y a la vista de las montañas y los cocales. Le gustaba mucho pescar langostas y no dejaba que nadie se las cogiera.

Disfrutaba de estos momentos como si fuera una chiquilla, y no se cansaba de citar las ventajas que la belleza de la zona ofrecía para el turismo.

Ella no pudo ver el hotel terminado, pero estaba segura del resultado. A los que la oímos proyectar este centro turístico, nos es difícil separar la obra de su imagen.

Hotel Marea del Portillo, en Manzanillo
Hotel Marea del Portillo, en Manzanillo



Artículos relacionados



Del Autor



Envía tu comentario

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.

  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.

  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.


   Dayamí      mluna@grm.ujc.cu      Cuba
   11.01.2017 - 4:11 pm
Bueno decir Celia es decir heroísmo, valentía, cualquier mujer cubana debería seguir los pasos de la heroína de la Sierra y el LLano, yo tengo el privilegio de vivir en su tierra natal que es Media Luna donde tenemos su casa natal actualmente Museo donde vivió parte de su niñéz, allí hay algunas de sus pertenencias y es un lugar que está muy lindo e interesante porque el que ha tenido la oportunidad de visitarlo ha conocido parte de su vida.


Web premiada con el Premio Internacional OX 2016

Radio Rebelde. Calle 23 # 258 % L y M. Vedado. Plaza de la Revolución. La Habana. Cuba. CP. 10400. Editor Principal: Pablo Rafael Fuentes de la Torre. Editoras: Liannis Mateu Francés - Ruth Soto Falcón. Fotorreportero: Sergei Montalvo Arostegui. Webmaster: Mabel Peña Soutuyo.
Desarrollado por: Redacción Digital Radio Rebelde

Directora General: Sofía Mabel Manso Delgado. Teléfonos: 838-4365 al 68 (Cabina) 839-2524 (Relaciones Públicas).
© Copyright Radio Rebelde, 2015