Los guerrilleros encabezados por el Che

2018-04-25 09:02:51 / web@radiorebelde.icrt.cu / Víctor Pérez Galdós

Los guerrilleros encabezados por el Che

25 de abril de 1952
.-Tras haber padecido mucha hambre y también bastante frío, Ernesto Guevara y Alberto Granado logran llegar a Huancayo, población fundada en 1572. Se ubica en la parte central del Perú, en plena cordillera de los Andes.

De lo que experimenta durante el viaje y sobre su estancia en este poblado, Ernesto escribe:

“Toda la noche caminó el vehículo y, como siempre, salía de los valles más ó menos abrigados para escalar esas frígidas pampas peruanas que acuchilleaban con su hielo nuestras ropas empapadas con la lluvia caída. Tiritábamos juntos, Alberto y yo, extendiendo las piernas uno sobre otro para evitar que se acalambraran a fuerza de estar en el mismo sitio. Nuestra hambre era una cosa extraña que no teníamos en ningún lado y en todo el cuerpo y que nos desasosegaba y nos malhumoraba. En Huancayo, con las primeras luces anunciándose, recorrimos las 15 cuadras que mediaban entre el lugar en que nos dejara el camión y el puesto de la Guardia Civil donde debíamos hacer nuestra acostumbrada etapa”.


25 de abril de 1959
.-En la zona de Tarará, en La Habana, el Comandante Ernesto Che Guevara recibe a un grupo de niños entre 7 y 12 años que bajo la dirección del dramaturgo Ignacio Gutiérrez ensayan la obra “Se necesitan escuelas” que se presentaría al día siguiente en la fortaleza San Cárlos de La Cabaña.

El grupo estaba identificado con el nombre de “Los Barbuditos”. El Che habla con los niños sobre José Martí y hace referencia a los planes que había en el país con respecto a crear una organización que agrupara a los niños cubanos.

25 de abril de 1964 .- El Che realiza un recorrido por Guanabacoa, zona situada en la parte este de la capital cubana. Visita primero la escuela de zapateros, ubicada en la calle San Francisco. Después llega hasta el instituto preuniversitario de la localidad.

En dicho edificio, en la planta baja, también funciona la escuela primaria “Jesús Garay”, la que visita igualmente. Recorre varias aulas y se interesa por la disciplina y asistencia de los alumnos.

En el aula de tercer grado los niños conversan animadamente con él.

25 de abril de 1967
.- Los guerrilleros encabezados por el Che sostienen otro combate con los soldados bolivianos, en el que se produjo la muerte del combatiente internacionalista cubano Eliseo Reyes Rodríguez (Rolando).

Eliseo Reyes había nacido en 1940 en el poblado de San Luis, en la provincia de Oriente. Desde la etapa de su juventud comienza a evidenciar sus inquietudes de carácter patriótico. Tenía tan sólo 17 años cuando en Santiago de Cuba las fuerzas policiales de la dictadura batistiana asesinan al joven revolucionario Frank País, dirigente del Movimiento 26 de julio en la provincia de Oriente. Entonces en unión de otros jóvenes revolucionarios salió a las calles santiagueras a protestar por ese vil crimen. Poco tiempo después estableció los contactos necesarios para incorporarse al Ejército Rebelde en la Sierra Maestra.

Formó parte de la tropa que encabezaba el Che Guevara quién al apreciar sus condiciones y tras haber cumplido algunas misiones importantes, lo seleccionó para integrar la Columna Número 8 “Antonio Maceo” con la que realizó la invasión desde la zona montañosa de la provincia de Oriente hasta la parte central del territorio cubano.

En la provincia de Las Villas siguió participando en forma activa en la lucha revolucionaria. Tras el triunfo revolucionario desempeñó distintos cargos militares en el Ejército Rebelde y posteriormente presta servicios en el Ministerio del Interior.

En 1965 fue seleccionado para integrar el Comité Central del Partido Comunista de Cuba y al año siguiente resultó escogido por el Che para participar en la misión internacionalista en Bolivia.

Conocido como Rolando y también como el Capitán San Luís en el seno del grupo de combatientes dirigidos por el Che él se destacó por su disciplina y entereza.

Con respecto a su caída en la selva boliviana el Che manifiesta en la parte inicial de su diario: “Día negro”.

Seguidamente expone:

“A eso de las 10 de la mañana volvió Pombo del observatorio avisando que 30 guardias avanzaban hacia la casita. Antonio quedó en el observatorio. Mientras nos preparábamos llegó éste con la noticia de que eran 60 hombres y se aprestaban a seguir. El observatorio se mostraba ineficaz para su cometido de avisar con antelación. Resolvimos hace una emboscada improvisada en el camino de acceso al campamento; a toda prisa, elegimos una pequeña recta que bordeaba el arroyo con una visibilidad de 50 ms.
El Che precisa las posiciones que ocupaban los distintos integrantes de la guerrilla que dirigía y añade: que al poco rato apareció la vanguardia que para nuestra sorpresa estaba integrada por 3 pastores alemanes con sus animales".


Señala que los animales estaban inquietos pero que no le pareció que los hubieran delatado y añade:

“…sin embargo, siguieron avanzando y tiré sobre el primer perro, errando el tiro, cuando iba a darle al guía, se encasquilló el M-2”.

Expresa que Miguel mató otro perro, según pudo ver sin confirmar y nadie más entró a la emboscada. Detalla que sobre el flanco del ejército comenzó un fuego intermitente. Seguidamente manifiesta:

“Al producirse un alto mandé a Urbano para que ordenara la retirada pero vino con la noticia de que Rolando estaba herido; lo trajeron al poco rato ya exangüe y murió cuando se empezaba a pasarle plasma. Un balazo le había partido el fémur y todo el paquete vasculonervioso; se fue en sangre antes de poder actuar”.


Y al comentar sobre la muerte del combatiente internacionalista cubano, asegura:

“Hemos perdido el mejor hombre de la guerrilla, y naturalmente, uno de sus pilares, compañero mío desde que, siendo casi un niño, fue mensajero de la Columna 4, hasta la invasión y en esta nueva aventura revolucionaria. De su muerte oscura sólo cabe decir, para un hipotético futuro que pudiera cristalizar: “Tu cadáver pequeño de capitán valiente ha extendido en lo inmenso su metálica forma”.


También explica.

“El resto fue la lenta operación de la retirada, salvando todas las cosas y el cadáver de Rolando (San Luís). Pacho se incorporó más tarde: se había equivocado y alcanzó a Coco, tomándole la noche el regreso. A las 3 enterramos el cadáver bajo una débil capa de tierra. A las 16 llegaron Benigno y Aniceto informando que habían caído en una emboscada (más bien un choque) del ejército, perdiendo las mochilas pero saliendo indemnes. Esto sucedió cuando, según cálculos de Benigno, faltaba poco para llegar al Ñacahuasu. Ahora tenemos las dos salidas naturales bloqueadas y tendremos que “jugar montaña”, ya que la salida al Rio Grande no es oportuna, por la doble razón de ser natural y de alejarnos de Joaquín, de quién no tenemos noticias”.

Indica que por la noche llegaron a la confluencia de los dos caminos, el de Ñacahuasu y el de Río Grande donde durmieron y que allí esperaron a coco y Camba para concentrar la tropa.

Califica el balance de la operación como altamente negativa:

“…muere Rolando, pero no sólo eso; las bajas que le hicimos al Ejército no deben pasar de dos y el perro, a todo tirar, pues la posición no estaba estudiada ni preparada y los tiradores no veían bien al enemigo y también precisa que Por último, la observación era muy mala lo que les impidió prepararse con tiempo”.

Finaliza sus anotaciones correspondientes a esta fecha señalando: “Un helicóptero descendió dos veces en la casita del cura; no se sabe si a retirar algún herido y la aviación bombardeó nuestras antiguas posiciones, lo que indicaron que no avanzaron nada”.



Del Autor



Envía tu comentario

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.

  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.

  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.



Web premiada con el Premio Internacional OX 2016

Web premiada con el Premio Internacional OX 2016

Radio Rebelde. Calle 23 # 258 % L y M. Vedado. Plaza de la Revolución. La Habana. Cuba. CP. 10400. Editor Principal: Alejandro Rojas Espinosa. Editoras: Liannis Mateu Francés - Yaicelín Palma Tejas. Fotorreportero: Sergei Montalvo Arostegui. Webmaster: Mabel Peña Soutuyo. Asistente: Adriana Glez Bravo

Director General: Frank Aguiar Ponce. Teléfonos: (53) 7 838-4365 al 68 (Cabina) (53) 7 839-2524 (Relaciones Públicas).
Desarrollado por: Redacción Digital Radio Rebelde
© Copyright Radio Rebelde, 2015