Periodismo y realidad: lneas de obligada convergencia

2014.03.03 - 16:43:11 / web@radiorebelde.icrt.cu / Ivn Morales Morales

Periodismo y realidad: lneas de obligada convergencia. Foto Abel Rojas

Prever, informar, sugerir…reflejar. Cuatro verbos que se erigen como los pilares esenciales del deber ser de un profesional de la palabra y que hoy, sin embargo, parecen haberse diluido a veces por el quehacer rutinario, a veces por razones “inobjetables”.

Con el decursar de los años la coyuntura política en el país ha propiciado cierta apertura a publicar en nuestros medios todo tipo de trabajos críticos, siempre y cuando no trastoquen los cimientos de la institucionalidad. Esa autopreservación ha traído consigo el fomento del secretismo, ese fenómeno que aún pulula impune en el entorno nacional.

Si el llamado en cada uno de los encuentros de los miembros del gremio está enfocado en denominar las cosas por su nombre, ¿entonces por qué predomina en las páginas de las publicaciones, en las ondas radiales y televisivas, incluso en los espacios digitales, un periodismo acrítico, desprovisto de opiniones divergentes?

El verticalismo en el acceso a las fuentes de información ha convertido a los redactores en voceros oficialistas y no en las figuras cuestionadoras que por excelencia somos. Lo ha desprovisto de las “armas” necesarias para transgredir las barreras en el arte de generar el debate y hacer a los públicos partícipes de los mismos.

Llegado hasta este punto, cabría plantearse si realmente está lista la prensa cubana para enfrentar una etapa de cambios al modelo económico que se gesta sobre la marcha con sus consabidos avances y tropiezos. ¿El discurso triunfalista será la fórmula idónea para sostener dicha reconfiguración?

Esa y otras interrogantes centraron el debate en la Casa de la Unión de Periodistas de Cuba, UPEC, con motivo de la creación del círculo de periodismo económico. Un concurrido grupo de colegas –en una deliciosa mezcla intergeneracional- se dieron cita para reflexionar acerca de qué le falta hoy a la labor reporteril.

Hubo consenso entre los asistentes en que el periodismo nacional no goza del protagonismo de antaño. Todos –desde los más reconocidos hasta los noveles- concordaron en que innumerables condicionantes han circunscrito al redactor a erigirse como propagandista de los hechos y no a ser un actor en los procesos.

Esta desvalorización, conjugada con la autocensura propia de quienes trabajan en el gremio, ha posibilitado que utilicemos los más imaginativos y variados calificativos para denominar la problemática circundante y obviemos algo tan elemental como las causas o los promotores del mismo. Solapar no es –ni será- nunca la solución. Así somos uno más de los promotores de su innecesaria subsistencia.

Determinante sería trascender los espacios de intercambio y llegar a los decisores de políticas en Cuba, acercarlos a la fenomenología ciudadana, a las dificultades asumidas por cada uno de los habitantes de esta isla, quienes también requieren de una cultura económica general.

Establecer diálogos sinceros, sin trabas burocráticas mediante, tal vez impulsaría la tan necesaria alianza para que el trabajo fluya en ambas direcciones.

Eso sí, como expresara el Premio Nacional de Periodismo José Martí por la obra de la vida, José Alejandro Rodríguez, el cambio no vendrá solo; hay que ganárselo con mucha ética profesional y profundidad social.

Una de las deficiencias actuales más recurrentes –a mi parecer, y al de muchos de los allí presentes- es la carencia de una estrategia de comunicación que facilite el acercamiento y paute las normas de hacer cada uno su labor. ¿Cómo podemos brindar respuestas a los públicos cuando tenemos múltiples interrogantes sin contestar?

Los mecanismos regulatorios existentes en el escenario actual condicionan el ejercicio periodístico y propician una construcción errónea del acontecer cotidiano. Esto incide negativamente en la visión que de nosotros poseen las audiencias. Los gestores de este maravilloso oficio de informar no estamos aislados, pero en ocasiones nos sentirnos desprovistos de argumentos ante la afluencia de criterios.

La prensa que hacemos en la Cuba del 2014 debe estar a tono con el contexto social, debe parecerse a su gente. Para al menos acercarnos a ese objetivo urge fomentar la autopreparación del profesional de la palabra y, sobre todo, debe existir una correlación de esfuerzos, una confraternidad. Solo así será posible que alcancemos la tan deseada convergencia entre periodismo y realidad.



Del Autor



Envía tu comentario

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.

  • No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.

  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.


   Xenia      xenia90@enet.co.cu      Cuba
   05.03.2014 - 3:25 pm
Este artculo confirma que a pesar de los congresos de la UPEC, abordar la sociedad con un enfoque critco sigue siendo un tema polmico en la rutina periodstica.La solucin es proponerla y presentarla a tono con el contexto social y retratarnos a nosotros mismos con nuestras virtudes y defectos. Con preparacin por parte de los profesionales se puede lograr cosas inteligentes!!! Gracias Ivn por este debate

   Yanela      yanelapr@rss.icrt.cu      Cuba
   05.03.2014 - 3:09 pm
Mi amigo Ivn, excelente resumen para un encuentro tan profundo. Mis seis meses como periodistas han sido suficientes para saber al menos algo: ser periodista hoy, en Cuba, es quiz la profesin que ms corazn llleva, espritu fuerte y patriotismo, y, como t dices, a veces junto a la agenda y la grabadora, bajo el sol ardientes, solo nos acompaan demasiadas preguntas.

   Javier      jfcarreto@nauta.cu      Cuba
   04.03.2014 - 10:17 am
Valoro de muy bueno este trabajo pero despues de un congreso de la UPEC con muchas inquietudes y pocas respuestas... quien rompe el hielo? A diferencia de nuestra prensa las producciones del ICAIC, por ejemplo, reflejan nuestra realidad oculta, una gran contradiccion para nuestros nietos cuando el dia de maana consulten estas dos fuentes y vean que parece que se habla de dos paises diferentes.

   Jess      jesus.machin@fcom.uh.cu      Cuba
   04.03.2014 - 10:05 am
Buen trabajo. Son muchos los retos del periodismo en Cuba. Reconocer los problemas en un primer paso. La realidad cubana exige un periodismo comprometido, y ese compromiso debe partir de la verdad, de la crtica y la preparacin del los t las periodistas. felicitaciones por estas reflexiones tan pertinentes

   Yainier      yainier@opciones.cu      Cuba
   04.03.2014 - 8:25 am
Creo, Ivn, que la prensa si est preparada para enfrentar el mito del oficialismo, slo que an nos queda un apoyo vertical que aunque se hable de su existencia presenta divergencias a la hora de aprobar la informacin, pero es tarea nuestra seguir en combate con la reflexin crticamente constructiva, solo as puede lograrse una sociedad ms justa y equitativa, y sobre todo, menos dependiente del verbo gubernamental. Un abrazo

   Lisdania      lisdyvel@gmail.com      Cuba
   03.03.2014 - 10:20 pm
Mis felicitaciones para el autor, muy buen trabajo. Hace tiempo es necesario un cambio, no podemos seguir tapando el sol con un dedo. La prensa debe informar, actualizar, etc, pero si le ponemos frenos nunca lograr su objetivo.

   Liz Martnez      liz@radiorebelde.icrt.cu      Cuba
   03.03.2014 - 6:02 pm
Opino lo mismo, y aado, ha de ser una imperiosa constante la parte de la autopreparacin del reportero, a veces en el diarismo lamentablemente queda sepultada.

   Oscar      oskyflex@gmail.com      Cuba
   03.03.2014 - 5:44 pm
Me parece excelente el comentario. Otra demostracion de que nuestra prensa an no cabalga sobre sus cuatro patas. Necesitamos en el futuro que se avecina no seguir hablando de lo mismo sino hacer ms de lo que no hablamos. Como se dice aqui los medios necesian estar a tono con la realidad y no estar fantaseando en esquemas antiguos; apoyemos la pata que nos falta y andemos a tono con estos tiempos con humildad , profesionalidad y justeza.

   Api      puertoanita@gmail.com      Cuba
   03.03.2014 - 5:18 pm
Ivan Morales, muy buen trabajo, gracias

   Api      puertoanita@gmail.com      Cuba
   03.03.2014 - 5:13 pm
Es verdad que hoy los periodistas cubanos tenemos muchos retos por delante, pero lo que si no nos falta es deseos de hacer nuestro trabajo y de hacerlo bien. Por ello trabajamos cada da.


Web premiada con el Premio Internacional OX 2016

Web premiada con el Premio Internacional OX 2016

Radio Rebelde. Calle 23 # 258 % L y M. Vedado. Plaza de la Revolución. La Habana. Cuba. CP. 10400. Editor Principal: Alejandro Rojas Espinosa. Editoras: Liannis Mateu Francés - Yaicelín Palma Tejas. Fotorreportero: Sergei Montalvo Arostegui. Webmaster: Mabel Peña Soutuyo. Asistente: Adriana Glez Bravo

Director General: Frank Aguiar Ponce. Teléfonos: (53) 7 838-4365 al 68 (Cabina) (53) 7 839-2524 (Relaciones Públicas).
Desarrollado por: Redacción Digital Radio Rebelde
© Copyright Radio Rebelde, 2015